DE DIAMANTE Y CANELA

DE DIAMANTE Y CANELA

De canela y diamante es tu piel,
que recorro con la vista,
por la que me paseo
con las yemas de mis dedos,
que exploro con mis labios,
milímetro a milímetro,
no queriendo detenerme nunca
en esta deliciosa vuelta al mundo
por tu cuerpo.

De fresa y azúcar es tu vientre,
palpitante y sedoso,
que devoro con lentitud y parsimonia,
deleitándome en cada sabor
que depositas en mi lengua,
en la exquisita acidez de tu sudor,
en el dulce sabor de tu ombligo,
en la tersura de tu piel,
en la firmeza de tu carne.

De chocolate y naranja son tus pechos,
que no me canso de besar,
cuyas areolas no me canso de lamer,
cuyos pezones no quiero dejar de morder,
sintiendo en mis labios
el intenso palpitar de tu corazón,
caballos en una colina
persiguiendo el sol del atardecer,
así te sigo yo,
desesperado por no perderte,
sumido en la angustia
de que este momento termine.

Me pierdo en tu cuello,
largo y flexible,
de curvas maravillosas,
excelsas,
que terminan en tus labios,
rosas de fresa y nata,
en la sutil suavidad de tu nariz,
en tus pómulos de melocotón,
en tus ojos,
intensos como la luna
sobre la negrura del mar,
como el sol reflejándose
en mil chispas sobre la vegetación de la pradera.

De diamante y canela es tu alma,
diosa hecha carne,
mujer compuesta de estrellas,
transportándome en cada movimiento al nirvana,
ascendiendo al Paraíso,
perdiéndome en el placer
por el húmedo tobogán de tu cuerpo,
convirtiéndonos en uno solo,
un solo cuerpo,
una sola alma
un solo placer.



© Copyright 2014 Javier LOBO

3 comentarios:

Leticia Renteria Garcia dijo...

Sutil, bella, exquisita... excitante tu poesía. Me gusto muchísimo. Muchas gracias por compartir tan hermosos versos.

Ady Ancin dijo...

Precioso!!

Mary Ann dijo...

Me encanta. Cada vez que lo leo... Gracias Javi.

 

Flickr Photostream

Twitter Updates

Meet The Author